top of page
  • Foto del escritorCanal Vida

Una Iglesia de puertas abiertas al encuentro de los fieles

El primer cardenal del Paraguay monseñor Adalberto Martínez Flores habló del momento histórico que le toca vivir, la importancia de la visita de Francisco en 2015 al país y de la erradicación definitiva de la corrupción. "Tenemos que abrir surcos para sembrar la buena semilla del Evangelio, con valores, honestidad y fraternidad", indicó. —VIDEO—
 

El cardenal Adalberto Martínez en el programa "Estudio 9" conducido por Sebastián Sansón Ferrari, emitido por Radio Vaticana y Vatican News. (Fotografía: Mónica Fabiola Ayala)


Agosto quedará en la memoria de todos los paraguayos. El sábado 27 se escribió una página importantísima de la historia del país: monseñor Adalberto Martínez fue creado cardenal por el Papa Francisco en una basílica de San Pedro con más de 7.000 fieles que participaron de la ceremonia.


Pero la historia de su nombramiento arrancó algunos meses antes, el 29 de mayo cuando el Santo Padre en la solemnidad de la Ascensión del Señor, después del Regina Coeli oficiado en la plaza San Pedro, enumeró a los 20 purpurados que crearía. “Era una sorpresa tan grande escuchar mi nombre”, manifestó Martínez, en diálogo con Vatican News, sobre los sentimientos que le generó oír de boca del vicario de Cristo su apellido, ya que "acababa de llegar a la arquidiócesis de Asunción", de la que tomó posesión en marzo.



 
 


PASTOR DE MULTITUDES

En los estudios de Radio Vaticana, donde grabó —antes de ser creado cardenal— la entrevista para el programa "Estudio 9" —publicada hoy— que conduce el periodista uruguayo Sebastián Sansón Ferrari, indicó que la visita del Pontífice al país en 2015 fue una presencia tan importante “que movilizó a todos los sectores de la sociedad y los integró increíblemente". Fue el germen de ese amor que tiene Francisco por Paraguay, país al que homenajeó, siete años después de su visita, con la creación de un cardenal, tal como le dijo a Adalberto en la ceremonia en el momento que le entregó los símbolos cardenalicios.


“Cuando estuvo en el país el mundo político y religioso se movilizó increíblemente, la visita dejó un sello muy profundo”, expresó.



PAÍS MARIANO

Evocando la relevancia del 15 de agosto (Solemnidad de Nuestra Señora de la Asunción, Patrona del Paraguay y Mariscala del Ejército Paraguayo), el cardenal precisó que el 15 de agosto de 1537 se fundó Asunción sobre el pilar de la devoción a la Virgen, pues coincidía con la fiesta de la Asunción.



LA CORRUPCIÓN DESTRUYE

En alusión a una de las problemáticas del país (la corrupción), que fue mencionada por el Purpurado en su mensaje del 15 de agosto, Martínez enfatizó que la Iglesia "está para evangelizar" y tiene la tarea de "abrir surcos para sembrar la buena semilla del Evangelio, con los valores del Evangelio, de la honestidad, también asegurar un país de fraternidad, donde todo lo que sea la corrupción pueda ser erradicada, y en ese sentido, la Iglesia da su aporte".


“Necesitamos trabajar juntos para erradicar este mal y rehacer el tejido social y moral en la nación”, destacó.




PRIMERA MISA

El cardenal Adalberto Martínez celebrará en el Paraguay su primera Eucaristía como purpurado el domingo 4 de septiembre a las 10 en el predio de la parroquia San Felipe y Santiago, en el Bañado Sur de Asunción.


Un símbolo de lo que es su trayectoria sacerdotal: ir a las periferias, una Iglesia en salida.

0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page