top of page
  • Foto del escritorCanal Vida

La protección de la vida, una responsabilidad de la sociedad

El Vaticano indicó que el fallo de la Corte Suprema que anula el aborto en Estados Unidos reabre el debate para asegurar “una educación sexual adecuada, garantizar una asistencia sanitaria accesible a todos y preparar medidas legislativas para proteger la familia y la maternidad”. “Necesitamos una asistencia real a las madres, a las parejas y al niño por nacer que implique a toda la comunidad", subrayaron.
 

“El dictamen del Tribunal muestra cómo la cuestión del aborto sigue suscitando un acalorado debate”, indicó a través de un comunicado la Pontificia Academia para la Vida, organismo oficial de la Santa Sede que se ocupa de cuestiones relacionadas con la defensa, promoción y comprensión de la vida humana, sobre el fallo la Corte Suprema de Estados Unidos anulando el aborto en ese país.


“La protección y defensa de la vida humana no es una cuestión que pueda quedar confinada al ejercicio de los derechos individuales, sino que es un asunto de amplio calado social. Después de 50 años, es importante reabrir un debate no ideológico sobre el lugar que ocupa la protección de la vida en una sociedad civil para preguntarnos qué tipo de convivencia y sociedad queremos construir”, aseguraron desde la institución.

Asimismo, indicaron que hay que desarrollar políticas que promuevan condiciones de existencia a favor de la vida sin caer en posiciones ideológicas, “esto significa asegurar una educación sexual adecuada, garantizar una asistencia sanitaria accesible a todos y preparar medidas legislativas para proteger la familia y la maternidad, superando las desigualdades existentes”.


Necesitamos una asistencia real a las madres, a las parejas y al niño por nacer que implique a toda la comunidad, fomentando la posibilidad de que las progenitoras con dificultades sigan adelante con el embarazo y confíen el niño a quienes puedan garantizar su crecimiento”, subrayaron.


El presidente de este organismo oficial del Vaticano, el arzobispo Vincenzo Paglia, dijo con relación a todo esto: “frente a una sociedad occidental que está perdiendo la pasión por la vida, este acto es una poderosa invitación a reflexionar juntos sobre la grave y urgente cuestión de la generatividad humana y las condiciones que la hacen posible; al elegir la vida, está en juego nuestra responsabilidad por el futuro de la humanidad.

0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page