top of page
  • Foto del escritorCanal Vida

Horror: habría casi 5.000 casos de abuso sexual de la Iglesia en Portugal

Sacerdotes y miembros de entidades religiosas de Portugal están acusados de más de 4.800 abusos sexuales.
 

Según el informe presentado, la mayoría de los abusos ocurrieron en la infancia de las víctimas.


Más de 4.800 personas podrían ser víctimas de abuso sexual infantil en la Iglesia católica portuguesa y 512 presuntas víctimas ya presentaron su denuncia, informó el lunes un panel de expertos que investiga las supuestas atrocidades.


Clérigos de alto rango se sentaron en la primera fila del auditorio donde los miembros del panel leyeron algunos de los desgarradores relatos de presuntos abusos incluidos en su informe final.


El presidente de la Conferencia Episcopal Portuguesa (CEP), monseñor José Ornelas, indicó que las autoridades eclesiásticas estudiarían el informe de 500 páginas antes de dar una respuesta oficial.

 
 
CASOS PRESCRITOS

El Comité Independiente para el Estudio de Abusos de Menores en la Iglesia Católica, formado por los obispos lusos hace poco más de un año, estudió los supuestos casos desde 1950, y presentó su reporte final el lunes, que será abordado el mes que viene por los obispos portugueses.


La mayoría de los supuestos casos prescribió, solo 25 acusaciones se pasaron a los fiscales.


El informe, que algunos consideran tardío, se produjo cuatro años después de que el papa Francisco reuniera a líderes eclesiásticos de todo el mundo en el Vaticano para abordar la crisis de abuso sexual en la Iglesia.


Pedro Strecht, un psiquiatra que dirigió el comité, calculó que la cifra real de víctimas en ese periodo era de al menos 4.815 personas. Esa extrapolación se hizo sobre otras posibles víctimas mencionadas por víctimas que denunciaron.

 
 
SACERDOTES SUPUESTOS ABUSADORES

El reporte indicó que el 77% de los agresores eran sacerdotes, y otros eran personas vinculadas con instituciones eclesiásticas. Según el informe, 77% de las víctimas no reportó el abuso y solo 4% acudió a la policía. La mayoría de los abusos ocurrieron cuando las víctimas comenzaban a ser adolescentes.


El 48% de los que declararon hablaban de los abusos por primera vez, indicó el texto. La mayoría de las supuestas víctimas eran varones y el 47% mujeres.


Algunos lugares de Portugal —como seminarios e instituciones religiosas— fueron “auténticos puntos negros” de abusos, añadió el reporte.


El panel recomendó que el plazo de prescripción de tales delitos se extienda a por lo menos 30 años a partir de los 23 años actuales.

0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comentários


bottom of page